Tutoriales Blogger para Dummies: Tu Idea

abril 19, 2015

Tutoriales Blogger para Dummies: Tu Idea

Un buen día se te enciende la bombilla mientras lees un blog de cocina para aprender a hacer tarta de manzana y decides que tú también quieres compartir lo que sabes con el resto del mundo a través de internet.

Vale, sabes que quieres hacer tu blog en blogger ya que es la plataforma que usan la mayoría de blogs que lees. Pero ¿y ahora qué? Vamos por pasos.




EL TEMA DE TU BLOG


Lo más importante si quieres hacer las cosas bien desde el principio, es elegir un tema central para tu blog. Alrededor de este girarán las diferentes subtemáticas, el diseño y la forma de promocionarlo. Además de tu calendario editorial.

Puede que ya tengas claro de qué quieres hablar pero...


  • ¿Sabes lo suficiente de ese tema como para escribir sobre él mínimo una entrada a la semana durante el primer año?
  • ¿Puedes dividir el tema principal en varios temas secundarios para hacer más dinámico tu blog?
  • ¿El tema que has elegido te obliga a invertir dinero desde el principio? En materiales, ingredientes, recursos varios...


El tema principal de mi blog es el Diseño Gráfico, seguido muy de cerca por el Marketing Online. Pero está enfocado a bloggers, por lo que también toco otros temas que me apasionan como la fotografía, las redes sociales, programación y todo lo relacionado con el mundo blogger.

Es un tema lo suficientemente extenso como para poder desglosarlo en subtemáticas dirigidas a mi lector ideal. A ti, en este caso.

Piensa en qué te gusta hacer en tu tiempo libre, qué te apasiona y de que manera puedes compartir tu afición con el mundo:


  • Tutoriales.
  • Comparaciones de productos, tiendas, moda...
  • Recomendaciones y consejos.
  • Reflexiones personales.
  • ...

Y cuándo tengas claro que tu tema es lo suficientemente interesante como para poder hablar de él sin cansarte y sin quedarte sin ideas. ¡Lo has encontrado! Ya tienes tu idea ganadora.




LOS TEMAS SECUNDARIOS


No es lo mismo un tema secundario que un tema de relleno. Es decir, cuando participas en iniciativas blogueras... no cuenta como subtema. Ese día no estás aportando contenido de valor a tu público ideal. 

Participar en una iniciativa bloguera es una entrada extra fuera de tu temática, a no ser que encuentres la manera de relacionarla, como hago yo con los fondos de pantalla de Blogueros Fandangueros al incorporarlos dentro de la sección de Diseño Gráfico.

Piensa que las personas que te leen buscando información sobre tu tema puede que se sientan decepcionadas si entran buscando un tutorial para amigurimis y se encuentran una foto tuya con tu hijo en la playa del Miércoles Mudo.

Que no te digo que no participes en iniciativas, solo te aconsejo que intentes encajarlas dentro de la temática o subtemáticas elegidas.

Para que tu blog sea fácil de interpretar y posicionar lo ideal es que los temas secundarios vayan relacionados con tu tema principal y enfocados al mismo tipo de público. Y aquí, lo siento en el alma, pero no entran los blogs que hablan de cocina, manualidades, diseño y de vez en cuando de moda. 

Si tu idea es crear un Diario Digital donde tocar todos los temas posibles, perfecto, pero déjalo claro desde el principio. Y luego no te quejes si te cuesta posicionarlo en Google. Es lo que tiene querer tocar tantos temas distintos. 

Tendrás un público muy desglosado que puede perder la atención muy pronto si no encuentra el suficiente contenido de su tema, tendrás que tener un ritmo de publicación muy acelerado para tenerles contentos. Y puede que necesites colaboradores demasiado pronto para cumplir sus expectativas.

¿Mi consejo? Elige solamente un tema, el que más te apasione y sobre el que más puedas escribir. Elige tus temas secundarios enfocados a ese tema. Y ofrece a tu público lo que quiere leer. 

Por ejemplo, si te gusta coser ¡lo tienes fácil! Puedes escribir sobre:

  • Consejos de costura (tema principal)
  • Tutoriales para novatos (tema secundario)
  • Patrones gratis (tema secundario)
  • Recomendación de materiales (tema de costura)
  • Comparativa de productos (tema de costura)

Es solo un ejemplo, para que me entiendas mejor. Todos tus artículos serán sobre costura, te será mucho más sencillo fidelizar lectores ya que todas las personas que te lean estarán interesadas en todas tus entradas y a la hora de posicionar tu blog ¡será mucho más fácil!


EL NOMBRE PARA TU BLOG




Ya tienes tu tema principal y los secundarios elegidos. Ahora viene lo divertido, aquí tienes que tirar de imaginación sí o sí. Ha llegado el momento de sacar a relucir toda tu creatividad. Pero antes de ponerte a pensar a lo loco, quiero compartir contigo algunos tips básicos que no debes menospreciar:

  • Fácil de escribir y de leer. Y por supuesto, fácil de recordar. Intenta que se lea igual que se escribe, si no es imprescindible, no uses un nombre en inglés. A la hora de escribirlo... puede dar problemas. Y tú quieres que te recuerden para que vuelvan a visitarte ¿verdad?
  • Que transmita la esencia de tu blog. Y con esencia me refiero al tema principal. Intenta que a simple vista un nuevo lector sepa lo que va a encontrar en tu blog. Te aconsejo pasar de nombre tipo: El Rincón de, Las Cositas de. 
No por nada en especial, solo porque para saber realmente de qué va tu blog si usas esa frase, hay que seguir leyendo. Y no todas nuestras nuevas visitas están por la labor de seguir leyendo si no encuentran lo que buscan a la primera.

  • Corto y directo. No te andes por las ramas ni te pases de misteriosa. Por lo mismo que el punto anterior. Si hablas de costura puedes meter la palabra coser en el título, como en el caso de Jobana de Cosiendo Nubes. En su caso no hay lugar a dudas: habla de costura.

  • Intenta conectar con tu lector. Es decir, añade algo personal, bonito, que le de un toque cercano. Si has estado conmigo en el Minicurso de Visual Storytelling, ya sabrás de lo que te hablo. Conecta con tu lector transmitiendo una emoción
En este caso quiero ponerte de ejemplo el blog de Lucía: Coser Fácil y Más by Menudo Numerito. Además de animar a sus nuevos lectores a coser más en su título puede interpretarse que sus tutoriales son fáciles, aptos para todos los públicos.


Teniendo todo esto en cuenta ¡ya puedes coger una hoja en blanco y empezar a combinar palabras hasta dar con tu resultado ganador!

Y no está de más que te asegures que los nombres que estás escogiendo están libres, tanto con el .blogspot.com detrás como con tu dominio propio por si quieres comprarlo desde el principio y evitarte luego disgustos sino está disponible.

Solo tienes que escribir tu nombre en el navegador y comprobar si ya existe. Por ejemplo:



Pulsamos ENTER.


¡Está libre el dominio de blogger! Vamos a comprobar el .com y el .es. Si tienes pensado comprar tu dominio, te aconsejo comprar los dos, incluso el .net y .info si me apuras, para evitar que lo compre otra persona y luego haya confusiones.


¡Genial! Están libres, ya podemos seguir.


CREAR CORREO Y BLOG


Consejo 1: crea un correo electrónico solo para tu blog.

Consejo 2: Con el nombre de tu blog.

Consejo 3: Y si vas a hacer tu blog en blogger, utiliza gmail.

Puedes hacerlo desde aquí: CREAR CUENTA DE GMAIL



Una vez tengas tu correo creado, puedes volver a buscar el dominio que te interesaba y pinchar en el botón naranja para registrarlo.


Pon el título que has escogido y selecciona la plantilla Sencillo.


Pincha en Crear Blog.

¡Enhorabuena! Ya tienes tu blog creado y en tu panel de inicio puedes acceder a todas las opciones de configuración.



Si pinchas en Ver Blog puedes verlo. ¡La nueva plantilla sencilla es horrorosa! En próximas entradas veremos cómo ponerla bonita... porque así hace daño a los ojos.



LAS ETIQUETAS Y EL MENÚ



Ya he comentado infinidad de veces la importancia de las etiquetas para organizar tu blog. Y es que es la forma más sencilla e intuitiva de clasificar tu contenido y mostrarlo de manera clara a tus nuevas visitas.

Pero las etiquetas no se crean solas, tienes que crearlas tú cuando editas una nueva entrada. Aunque eso lo veremos más adelante, cuando diseñemos nuestra primera entrada, hoy vamos a centrarnos en elegir las etiquetas de nuestro blog con cabeza, pensando ya en la estructura de nuestro menú de páginas.

Una etiqueta puede hacer referencia el tema principal o al subtema de tu blog. No utilices etiquetas a diestro y siniestro y sin sentido ninguno. A ver, te pongo un ejemplo:

Imagina que tienes un blog de cocina donde solo publicas recetas (este es tu tema principal) pero las clasificas en dulces, saladas y de temporada, por ejemplo. Pues lo tienes muy sencillo, ahí ya tienes tus etiquetas y las categorías de tu menú de páginas.

DULCES, SALADAS, DE TEMPORADA

Pues bien, si eso es suficiente para dividir tu tema principal (RECETAS)... ¿me explicas porqué hay tantos blogs de cocina que te encuentras en etiquetas: dulces, cakes, cakepops, chocolate, receta...?

De acuerdo, antes puede que las etiquetas te ayudasen a posicionar tu blog, pero ahora no. Solo sirven para organizarte tú a nivel interno y para facilitar la navegación por tu blog a tus lectores... ¿De verdad son necesarias tantas etiquetas?

Lo recomendable es no saturar de información al lector. Si quiere buscar todas tus recetas de chocolate, ya tiene el buscador para hacerlo.

Pero si vas a crear una etiqueta por cada tipo de dulce o de ingrediente que uses... ¡tu nube de etiquetas de la barra lateral puede ser interminable! y no digamos ya el menú de páginas si te empeñas en poner desplegables con cada etiqueta que crees... ¡un caos absoluto!

Mi consejo: elige como máximo 20 subtemas y crea una etiqueta para cada uno de ellos. Sea cual sea la temática de tu blog seguro que puede resumirse solo en 20 puntos, 30 como máximo. Y de esos 20 subtemas, elige los cinco más representativos para mostrarlos en tu menú superior de páginas.

Por ejemplo, en mi caso:

Tutoriales es un tema importante que tengo desglosado en tutoriales blogger, tutoriales programación, tutoriales diseño, tutoriales seo... Pero en mi sección de etiquetas solo muestro los más relevantes.


Y mi menú superior lo he simplificado a conciencia. Es lo primero que se encuentran las visitas ¡y no quiero espantarlos con mil cosas!



Pinchando en BLOG (sin desplegables) se accede a las últimas entradas y las tres categorías principales: TUTORIALES - DESCARGAS - OPINIÓN


¡Y todo a solo dos clicks!

Ahora te toca a ti, teniendo en cuenta tu tema principal y los secundarios, elegir qué etiquetas quieres mostrar en tu sidebar (barra lateral del blog) y cuáles en tu menú de páginas, teniendo en cuenta todos los puntos que acabamos de ver.


TU CALENDARIO DE PUBLICACIÓN



Cuando empiezas lo ideal es publicar mínimo dos o tres días a la semana. Tu blog es nuevo y Google no sabe ni que existe, cuanto más contenido generes al principio, antes empezarás a ver los resultados.

Más adelante, cuando tu índice de visitas se haya estabilizado y ya tengas lectores fieles, puedes reducir el ritmo. Recuerda que tener un blog no es solo generar contenido... ¡también tienes que promocionarlo! Tanto en redes sociales como indexándolo en Google para que sepa que has escrito algo nuevo.

Acabas de empezar, así que seguro que tienes un montón de cosas que contar y compartir. Además, seleccionar tu tema principal y desglosarlo en subtemas, además de elegir las categorías, seguro que te ha dado un montón de ideas ¿verdad?

Pues aunque no las publiquemos todas de golpe ¡apúntalas! Consigue una agenda mona o hazte una tú si se te da bien el tema y empieza tu calendario de publicaciones. La primera entrada es muy importante.

Tu primera entrada será la presentación de tu Blog: Quién eres, tus objetivos con el blog y qué encontrarán en él. Es muy importante que conectes con tu lector, aunque todavía no los tengas, porque puede que ésta sea una de tus entradas más visitadas cuando tus lectores quieran saber cómo empezó todo.

Este es el planning de publicaciones que utilizo yo ahora para organizarme:


Como máximo 5 publicaciones a la semana. Y anoto lo más importante:

DÍA: Qué día voy a publicarla.
TEMA: el tema o subtema escogido.
TÍTULO: el título de mi entrada.
RESUMEN: un breve esbozo de lo que quiero compartir.

Lo llevo siempre encima. Junto a un calendario con los días de publicación y qué voy a compartir marcado. Así sé siempre qué días tengo libres

Y al llegar a casa paso toda la nueva información al calendario. Tanto al de la agenda como al que uso online para planificarme: Google Calendar. Ya te contaré cómo usarlo para organizarte más adelante, además como va asociado a tu cuenta de Google puedes consultarlo desde todos tus dispositivos.

Para empezar te recomiendo publicar mínimo dos días a la semana alternando temas. Siempre el mismo día y a la misma hora, para que tus lectores empiecen a acostumbrarse a pasar por tu blog los mismos días. 

Por ejemplo, dos buenos días para publicar serían: martes y jueves. O miércoles y domingos. De ésto te darás cuenta más adelante, cuando sepas qué días recibes más visitas y cuándo suelen tener tiempo libre tus lectores para leerte. De momento escoge mínimo dos días y empieza a planificar tus primeras publicaciones.



MISIÓN CONSEGUIDA


Ya tienes tu tema y subtemas decididos, tu blog creado, las etiquetas y menú seleccionadas y tu calendario con las primeras publicaciones listo. ¡Ya estás preparada para empezar! 

Te espero aquí el domingo 3 de mayo para hablar sobre palabras usadas en el mundo blogger que no todos los que entran por primera vez conocen ¿de acuerdo? 

¡Cuéntame tus avances sobre los puntos tratados en esta entrada en los comentarios! 

Además, si tienes blog, puedes contarme cómo empezó todo, los pasos que seguiste tú para darle forma (tal y como he hecho yo en esta entrada) y añadir tu enlace a la fiesta que encontrarás al final de la entrada. ¡Seguro que tienes muchas cosas que compartir con nosotras! Y así, entre todas, animamos a las futuras bloggers que aún dudan si dar el paso o no.


PRÓXIMA CITA: 



Te espero aquí el domingo 3 de mayo, tanto si solo vas a leer como si quieres participar en la fiesta de enlaces.

TEMA A TRATAR:

Palabras y definiciones básicas que todo blogger debería saber antes de empezar.

EJEMPLOS: 

Header, sidebar, gadgets,...
Diferencias entre páginas y entradas
Diferencias entre suscripción y seguidores
Y todo lo que recuerdes que cuando empezaste te sonaba a chino y tuviste que aprender con la práctica.




¿TE APUNTAS A LA FIESTA?










VISTO HASTA AHORA:











¡HOLA EMPRENDEDORA!

¿Cansada de pasar tantas horas delante del ordenador sin ver resultados?


DESCARGA GRATIS MI GUÍA DE MARKETING EMOCIONAL

Aprende a conectar con tu público ideal
¡Y DISFRUTA DE TU TIEMPO LIBRE!


Te encantará:

14 pensamientos ¡falta el tuyo! ;)

  1. Hola Celia, genial tu entrada. Me ha hecho ver y reconfirmar algunos de los errores que cometí al abrir mi blog. Espero poder ir remodelándolos, jeje. Tengo preparara mi entrada, pero no me funciona el link a la fiesta de enlaces. Ya me dices. Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, guapa!

      Menos mal que me has avisado, como estoy medio ida se me olvidó añadir el código... ¡ya me vale! jajaja

      ¡besotes!

      Eliminar
    2. Ya está, ahí os dejo mi experiencia. Me he releído otra vez tu entrada y bueno algunas cosas las he hecho bien, jeje. Pero ya he tomado nota de: eliminar mis etiquetas de "fogones" y "lectura" que, obviamente no tienen nada que ver con la temática principal. Además, hace tiempo que ni siquiera las actualizo. Y he pensado en crear una nueva en la que muestre mí experiencia con el material que utilizo, comentando cómo se usa, dónde comprarlo y mi valoración. ¿Qué te parece? Besos

      Eliminar
  2. Ay si yo hubiese tenido esto desde un principio... Sé que el nombre de mi blog no es "adecuado" al tema que he decidido tratar (que me ha costado definirlo), por lo que si que he pensado en cambiarlo, pero supongo que sería una decisión difícil, ya que la gente que me conoce es por mi nombre actual y además debería cambiar las redes sociales (que cambiar la página de facebook de nombre lo he intentado y no me ha dejado)... No se, como lo ves tu Celia? Sería arriesgado y complicado?

    Muchas gracias y a ver si esta semana me animo a compartir mi experiencia!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues depende, Irene, un cambio de ese tipo no es nada fácil si ya te conocen... Yo lo dejaría tal y como está y me concentraría en hacer de tu nombre una marca personal chula :)

      ¡Besitos!

      Y si te animas, aquí estamos ;)

      Eliminar
  3. lo que suele suceder es que uno, al crear un blog, improvisa un poco. No piensa paso por paso todo lo que Celia nos cuenta en esta entrada, y por tanto, va dando palos de ciego hasta que se enciende una bombillita después de otra. Por tanto, los que tenemos un tiempo ya por aquí, tenemos errores de base que son muy difíciles de arreglar: un nombre equivocado, un planteamiento demasiado generalista, no tener en cuenta las etiquetas...y mil cosas más. Leyendo esta entrada, me ha dado un soponcio, pensando la cantidad de cosas que necesitan un buen repaso en mi blog. La buena noticia es que, nunca es tarde para apuntarse al carro, y reformar todo lo que se pueda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pasito a pasito, hay cosas que son sencillas de arreglar... aunque el tema de las etiquetas si tienes muchas entradas publicadas... uf... reetiquetar es un rollo, la verdad... yo ya lo he hecho un par de veces hasta que lo he dejado decente y ¡madre mía! Sientes que no avanzas :)

      ¡Besitos, guapa!

      Eliminar
  4. Pienso como Irene, yo también cree el blog así un poco sin pensar, y aunque mi nombre me gusta mucho, creo que lo habría hecho más corto si tuviera la oportunidad de volver a empezar. Y el tema de las etiquetas y tener un orden en el lateral que diga bien claro lo que hay en el blog es algo pendiente.
    Genial este tutorial para hacer una autocritica de lo que esta bien y lo que no en tu blog. gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si tienes pendiente el tema de las etiquetas... como le decía a Carmen en el comentario de arriba... ¡paciencia y con calma! Que es un poco coñazo jejeje

      ¡Besitos, guapa! Y gracias por contarnos tu experiencia :)

      Eliminar
  5. Muy buena entrada. Consejos que toda blogger necesita y cuanto antes mejor, que luego pasa lo que pasa. No te conocía,pero ahora me alegro de hacerlo. Creo que de vez en cuando me pasaré por aquí.

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Encantada y bienvenida, Encarnación!

      Cuando quieras pasarte, por aquí estaremos ;)

      ¡Beso!

      Eliminar
  6. Me ha encantado, ya estoy a preparar algo para la fiesta de enlaces!!

    ResponderEliminar
  7. Hola, muchas gracias por el curso de aprender blogger. De momento el empezar está muy bien! Todo muy claro, útil y practicable, gracias!

    ResponderEliminar



¡Anímate a comentar! ♥Tu opinión es muy importante para mí♥



El Perro de Papel es una Marca propiedad de Celia Espada García debidamente registrada en la OEPM, Modalidad M, Número 3527002 (0). Todos los recursos creados por Celia Espada García están correctamente protegidos y vinculados a la autora y no pueden usarse sin consentimiento previo.

Safe Creative #1408270134965
Los derechos de autor y propiedad intelectual del material compartido, tanto gratuitamente como de pago, en esta web y sus redes sociales pertenecen a "El Perro de Papel", exceptuando las referencias a otros creadores, los cuales están debidamente citados en los créditos.